IN2 ha organizado la I Jornada TIC e Inclusión Social

27 Septiembre 2017

Administraciones, empresa y entidades coinciden en la necesaria integración del sistema de información de los servicios sociales y de los sanitarios.

 

Unificar los datos de las personas beneficiarías de los servicios sociales y, estas, poderlas compartir con el sistema sanitario es el necesario paso adelante que tendrían que dar las administraciones catalanas para mejorar los servicios prestados a los ciudadanos. Esta es la principal conclusión de la jornada “TIC e inclusión social”, organizada por IN2, Ingeniería de la Información, empresa tecnológica que, según Rafael Paulet, director general de IN2, también “es una herramienta para la inclusión social”.

Tal y como explicó en su ponencia August Mabilón, profesor asociado de la Universitat Pompeu Fabra “intercambiar datos entre el mundo sanitario y el mundo de los servicios sociales permitirá mejorar las prestaciones”. Por él, “los datos de las personas, y la interacción de estas son el que permitirá una mejor actuación”. “Son los datos en acción –crear procesos- el que realmente transformarán” la sociedad.

Durante la jornada intervino también Ariadna Ríes, experta de la Fundación Tic Salud y Social añadió a esta reflexión la necesidad de poder extraer de los pacientes la máxima información para saber cómo afrontar mejor los problemas. “Si queremos atender mejor a la gente, tenemos que hacer más diálogos”.

Las soluciones aportadas por los técnicos fueron compartidas por Francesc Iglesias, secretario de Asuntos Sociales y Familias de la Generalitat de Cataluña, y Mercè Conesa, alcaldesa de Sant Cugat y presidenta de la Diputación de Barcelona. Conesa defendió la necesidad de “compartir un lenguaje común entre los diferentes servicios (sanitario y social) y hacerlo lo más bien posible”. Por ella, “la inversión de las administraciones en TIC es una inversión en la atención a las personas”.

Por su parte, Iglesias explicó que uno de los objetivos de las administraciones es “conectar el ámbito especializado con el ámbito básico” y “trabajar en la prevención en mayúsculas”. Por eso, según él y “para planificar, evaluar y gestionar mucho mejor, necesitamos las nuevas tecnologías y las administraciones públicas alineadas”. 

Los dos representantes de las administraciones felicitaron la iniciativa de las jornadas y alentaron a los asistentes a continuar trabajando en esta línea.

En la jornada también  participaron  Meritxell Benedí, responsable de Proyectos Estratégicos al Departamento de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias, Marina Geli, coordinadora del Centro de Estudios Sanitarios y Sociales de la Universidad de Vic, Anna Garcia Altés, responsable del Observatorio del Sistema de Salud de Cataluña en Agencia de Calidad y Evaluación Sanitarias de Cataluña (AQUAS), Ramon Dordal Zueras, jefe de la Sección de Apoyo a la Actividad Económica y Financiera Municipal del Servicio de Programación de la Diputación de Barcelona, Jordi Pericàs, director de Tecnologías y Sistemas Corporativos de la Diputación de Barcelona,  Rafael Jiménez, Consultor IN2 a la Oficina eSalut, Òscar Solans Responsable Funcional eSalut (HC3/LMS/IS3) en Departamento de Salud y Maria Jesús Real Vázquez Coordinadora de Servicios Sociales Domiciliarios en Badalona Servicios Asistenciales.

Todos ellos coincidieron en que “mejorando la gestión de los datos, se mejorará la atención a las personas” así como la generación “de una nueva estrategia política” que propicie la “interoperabilidad” entre todas las administraciones y sector social y sanitario.

La jornada acabó con la intervención de Bernat López, manager de Sector Salud y Servicios Sociales a IN2 que defendió la necesidad de “pensar en un todo y no de manera separada” cuando se diseñan soluciones informáticas al servicio del bienestar de las personas.

 

Barcelona, 22 de septiembre del 2017.

Categorías